martes, 27 de septiembre de 2016

Faja de Pelay. Ordesa

Fecha: 18 de Septiembre de 2.016

Ruta: Aparcamiento de Ordesa- Senda de los Cazadores- Mirador de Calcilarruego- Faja de Pelay- Cascada Cola de Caballo en el Circo de Soaso- Camino normal por el fondo del Valle de Ordesa pasando por las Cascadas- Aparcamiento.

Accesos: El habitual para desde la localidad de Torla acceder al aparcamiento del Valle de Ordesa. Son 12 minutos en coche desde Torla.

Horarios:  00:00 h. Salida desde el aparcamiento de la Pradera de Ordesa.
                 00:05 h. Puente sobre el río Arazas. Inicio Senda de los Cazadores.
                 01:10 h. Cruce con el desvío a Punta Acuta.
                 01:20 h. Mirador de Calcilarruego. Fotos.
                 01:30 h. Reinicio de la ruta por la faja de Pelay.
                 03:45 h. Llegada a la Cola de Caballo. Puente. Parada para comer.
                 04:15 h. Iniciamos el descenso por el camino de las cascadas.
                 04:35 h. Cascadas de las Gradas de Soaso.
                 05:40 h. Cascada del Estrecho.
                 05:50 h. Cascada de la Cueva.
                 06:30 h. Llegada al aparcamiento y fin de ruta.

Desniveles:  Me marcó el GPS 900 metros en ascenso y los mismos en descenso, aunque realmente los duros son los 650 metros de ascenso al Mirador de Calcilarruego desde el aparcamiento. El resto hasta los 900 metros son las diversas subidas y bajadas a lo largo de la Faja de Pelay. La distancia final recorrida fueron 19,4 Km.

Didicultad: Fácil recorrido aunque duro en el ascenso al Mirador.  La primera parte de la Faja de Pelay discurre muy pegada a los cortados de nuestra izquierda por lo que convendrá siempre prestar atención en especial si llevamos críos pequeños.

Foto con señal aproximada del inicio de la ruta.  Foto sacada a primeros de mes desde la Faja de las Flores.                

La ruta completa en amarillo. Ya he comentado que completa salían algo más de 19 kilómetros.

Abandonamos el aparcamiento por el Este y tomamos una senda o camino adaptado. Son casi las 10:00 horas, tarde para lo normal en las salidas, pero hoy teníamos prevista otra faja, la de Escuzana o Escuzaneta desde Bujaruelo. De hecho habíamos iniciado la ruta pero cuando llevábamos una hora y a causa del fuerte y frío ventarrón, nos llevó a cambiar de planes sobre la marcha.

En cinco minutos atravesamos el puente sobre el río Arazas, que baja muy seco e intermitente y llegamos al cruce de señalización.

Desde aquí ya no hay duda alguna sino seguir la clara senda.

Tras unos metros en plano hayedo, el sendero inicia una vertiginosa ascensión. En ocasiones encontraremos escalones trabajados.

El ambiente es muy agradable y aquí hay poco viento. Vemos nubes en la frontera.

La Cascada de Cotatuero.

Sin descanso alguno, nos movemos entre hayas y roca. A pesar de la dureza, se puede disfrutar de este fenomenal bosque.

Ya cerca del Mirador y a más de una hora desde el puente, llegamos a un cruce señalizado. El panel indica a la Punta Acuta. Obviamos el desvío y seguimos hacia arriba.

Impactante el Tozal del Mallo y a su derecha el Circo de Carriata.

últimos metros. Hoy es domingo y se nota por el numeroso personal. En el camino de las cascadas, ya de descenso, veremos un tropel.

Una hora y veinte minutos desde la salida y llegamos al espectacular mirador de Calcilarruego.


Verdadero balcón a 600 metros por encima del aparcamiento.

Hacia el Este el Valle continúa hacia el Circo de Soaso y la Faja de Pelay discurre en este tramo justo por el borde de los cortados de la derecha.

Nueva foto al Tozal desde el Mirador.

Cabaña situada al lado mismo del Mirador.

Continuamos ruta muy pegados a los cortados, pero el sendero es amplio y claro si no se hacen tonterías.

La gran muralla de La Fraucata.

Y vamos dejando atrás el Mirador.

Remarcado en el círculo rojo.

Un poco más adelante el sendero se aleja del borde de los cortados.

Mientras nos asomamos sobre la cascada del Estrecho que veremos más de cerca de regreso.

Algunos lugares, también pequeños miradores se presentan bucólicos y agradables para una parada..

Ya llevamos más de una hora recorriendo la faja cuando comienzan a aparecer los picos "grandes" del macizo de Monte Perdido.

Y el sendero que ha ido tonteando con diversos tramos de ascenso y de descenso, inicia el descenso definitivo hacia el fondo del Circo de Soaso.

Mirando hacia atrás se aprecian los cortados al Sur de la Faja. En la Foto mi colega Fernando con el que compartí esta agradable excursión.

El Valle en forma de U. Casi se puede apreciar la ubicación del Mirador de Calcilarruego.

Seguimos avanzando hacia el fondo del Circo y pasamos por encima de las Gradas de Soaso. Se observa el camino que seguiremos en el descenso.

Nuestra ruta en amarillo nos lleva hasta la cascada de la Cola de Caballo. Todavía queda un buen rato. Con las otras flechas señalo el Camino principal del fondo del Valle por donde regresaremos.

Circo de Soaso y Monte Perdido.

Ya se puede observar la Cola de Caballo. Llevamos tres horas y media desde la salida.

Vista atrás del Valle.

 Curiosa señal aconsejando no entrar en la Faja de Pelay después de las 15:00 horas. Personalmente para realizar esta circular recomendaría hacerla en el sentido de esta reseña. El inverso se hace más pesado.

La Cola de Caballo con numerosos visitantes. Aprovechamos para parar y comer un poco.

E iniciamos el retorno por el camino señalado. Primer tramo casi llano

Con una enorme surgencia de agua a nuestra derecha. El día sigue magnífico aunque en el tránsito por la Faja de Pelay soplaba algo el viento y las sombras eran frías. De hecho apenas nos quitamos ropa en ese tramo.

Vamos dejando atrás Monte Perdido al que llegan las nubes.

Y entramos en el entretenido tramo de las Gradas de Soaso. No baja demasiada agua, pero se podía disfrutar.









Nos entretenemos un rato fotografiando el río y después seguimos en busca del Bosque de las Hayas.

Antes nos cruzamos con unos grupos de británicos (parecían) que se movían por el Valle.

Curiosidad en el camino.

El Bosque de las Hayas magnífico, como siempre.  Hemos observado a lo largo de la ruta que las hayas ya han perdido hojas sin haber llegado a tomar el color otoñal. Es posible que este otoño no tenga la espectacularidad y colorido de otros años.



Llegamos a la Cascada del Estrecho menguada de agua.

Y poco después a la de la Cueva.


Después de la Cueva, tenemos dos opciones, seguir por la margen orográfica derecha del barranco ; la que traíamos, o cruzar un puente y pasar a la margen izquierda. Optamos por esta segunda opción.


Se trata de un camino amplio, diríamos pista, menos transitado que el otro.

Así enlazamos en pleno hayedo con el sendero adaptado que seguiremos diez minutos para llegar al puente que cruzamos al partir desde el aparcamiento.


Cinco minutos más y llegamos al coche.
Bonita excursión para hacerla en familia, aunque se puede hacer algo larga en especial si se para muchas veces y ocasiones hay para detenerse y disfrutar de las vistas y paisajes que se nos presentarán.

Panorámica final hecha por Fernando desde Calcilarruego.

1 comentario:

  1. Hola Jose, preciosa la faja de Pelay, yo la tengo en "la lista de pendientes". Gracias por reseñar tan bien la ruta.
    Un saludo.

    ResponderEliminar